Cada mes nuestras amigas de la librería Libros 10 nos hacen un regalo y nos invitan a descubrir un libro. Cada vez nos sorprenden con su selección didonguera. Os dejamos con su reseña:

Imagina que caminas por uno de los parques o jardines de tu ciudad, a cada paso que das se vuelve todo más oscuro, los árboles empiezan a crecer y crecer, cambian de color. De pronto oyes un chasquido porque has pisado un par de piñas… comenzaste tu paseo en un parque ahora mismo estás en mitad del bosque. Te saluda una pequeña ardilla; sin duda quiere quitarte una de las piñas que acabas de pisar.

El bosque te da libertad, transmite vida, pero a veces da miedo, ¿por qué? Porque él no habla nuestro idioma de lleno de ruidos. Si te adentras en su espesura, sientes que estás en terreno extraño, te invade el silencio. El silencio suele darnos miedo. Pero escucha con atención y te darás cuenta de que habla bien alto.

¿Nos acompañas a desvelar sus secretos?

Creo que si hay algún tipo de traducción posible del idioma del bosque al lenguaje humano, seguro se hace a través de la poesía. Por esta razón el cuento de este mes es una bella recopilación de poemas de Carlos Reviejo (con ilustraciones de Jesús Gabán) que te darán las claves para encontrarte con la naturaleza y con aquellos secretos que guarda celosamente.

Todo empieza con un amanecer, y con él despiertan los sentidos. A través de los primeros poemas descubres el olor de las hojas, los sonidos que pueblan los árboles y los colores que los visten de gala. Cada poema sabe a la tradición oral de los trovadores y juglares, tiene la sencillez de la escritura para niños pero la madurez del roble centerario. Si sabes escudriñar entre sus versos descubrirás la escuela de los animales, y las mentiras que a veces nos cuentan.

¿Qué es un bosque sin magia? Los duendes tocan las flautas y sus fabulillas nos advierten de los peligros que nos acechan. Pero eres un visitante valiente y te atreves con todo, no hay nada que temer porque los animales van a ayudarte a sentirte como en casa. Descubrirás también que hay pájaros que viajan durante el invierno y vuelven en primavera.

Todos los habitantes del bosque, incluido tú, tienen lo que necesitan para vivir. No necesitan más porque el bosque les da todo lo que desean, el poema “Frutos del bosque” te dará una lista de frutos y ricos manjares de los que podrías alimentarte. Pero si hay algo que este cuento te va a enseñar, es a descifrar el lenguaje que tiene la naturaleza, y del que puedes ser partícipe puesto que es un lenguaje universal: el amor.

versos-del-bosque

Puede utilizar este cuento siempre que:

  • Quieras hablar sobre duendes y hadas. El mundo mágico de la imaginación se mezcla con el mundo real del bosque. Puede ser una actividad preciosa leer sus poemas y poder salir al campo en familia para buscarlos.
  • Necesites practicar la fluidez de la lectura. La poesía tiene un don perfecto para los niños. Los versos cortitos y las rimas van a ayudarte a convertir la lectura en casi casi una canción. Te aconsejamos que primero leas tú el poema, esto le va a dar una pauta sobre la entonación que puede darle a la lectura.

¡Quiero comprar este libro!

Share This